PEQUEÑAS INDUSTRIAS ARTESANAS DE LA REGION

---------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

INOCENCIO LARIO, YA ES MONITOR

DE ALFARERO PARA LOS ANGELES

 

El pasado día 11 de junio de 2008, fallecía en Lorca, su ciudad natal uno de los mejores alfareros que ha parido la Región de Murcia, Inocencio Lario López, esta fue una muerta anunciada, ya que padecía una delicada enfermedad desde hacía más de año y medio, pero la verdad las personas que hemos querido a este artesano no la esperábamos tan rápida, nos ha dejado a los componentes del Gremio Regional de Artesanías Varias un poco huérfanos, ya que Lario el patriarca de la saga de esta familia alfarera tenía un carácter dicharachero y bonachón, amigo de todo el mundo y hombre que huía de los problemas y discusiones, cuando algo de esto se avecinaba, él estaba siembre dispuesto a cortarlo poniendo paz entre los que intentaban provocar alguna conflicto.

La firma de Lario, es un sinónimo de garantía, ya que este apellido en la Ciudad del Sol arrastra desde muchos años del buen hacer este trabajo de alfarería en Lorca, herencia esta que ha sido pasada de generación en generación, este apellido documentalmente aparece por vez primera en los archivos del ayuntamiento en el año 1630, y los lugares habituales de trabajar de esta familia se asentaban a las orillas del Río Guadalentín. Queda reflejado con lo expuesto la solera de esta rancia dinastía de alfareros y ceramistas lorquinos y que por tradición familiar heredó Inocencio Lario López, a la vez que este lo recibió de su padre, él lo ha inculcando a sus cuatro hijos, que tras la retirada de Inocencio del oficio por la edad, han venido todos estos años trabajando con él en la tarea diaria de surtir el mercado nacional e incluso internacional de los trabajos realizados en este obrador.

 

PICASSO AMIGO DE INOCENCIO  

         A Lario durante su estancia obligatoria mediados del siglo pasado en Francia, por la mala marcha de las alfarerías en aquella época, se le brindó la gran oportunidad de entrevistarse con el ya consagrado pintor malagueño Pablo Picasso, al que le dio a conocer una pequeña muestra de lo que habitualmente hacía en su tierra antes de emigrar a este país, y el famoso pintor se asombró de la perfección de estos trabajos, insistiendo que Lario debería volver a España y abrir de nuevo su alfarería y seguir trabajando en ella la pieza decorativa y vidriada. De estas palabras Inocencio tomó buena nota y le dio muchas vueltas, decidiendo al final la conveniencia de regresar a Lorca, con el fin de poner en práctica la investigación de la cerámica popular murciana y trabajar de nuevo en su oficio, pero cambiando el sentido a sus piezas; haciéndolas esta nueva etapa más artísticas y a la vez decoradas con el fin de que estas sirvieran para las dos funciones, utilitarias y decorativas.

 

TAREA DE INVESTIGACIÓN

No le fue fácil a Lario esta nueva faceta de su taller, ya que para esto tuvo que visitar gran cantidad de cortijos y casas de viejas familias lorquinas con el fin de coger datos y copiar los dibujos de la cerámica de siglos pasados para poder ponerla de actualidad y darle un giro de noventa grados a su alfar. Mucho tiempo le costó a Inocencio este estudio de investigación, pero la respuesta a su nueva forma de trabajar no se dejó esperar, comenzando a elaborar los lebrillos trianeros de gran arraigamiento en nuestra región, platos y fuentes con el tradicional dibujo murciano; transformó un poco la popular jarra de picos, dándole un sentido más decorativo para poder mejor comercializarla, dando a conocer las varias y bellas leyendas que en torno a la “Jarra de Novia”.

 

PERSONAJES CON SU CERAMICA

Piezas de este artesano las poseen personajes de todas las esferas sociales, como por ejemplo, los reyes de España las tienes en su colección particular, así como el Príncipe Felipe y la Infanta Elena, el que era jefe del gabinete de prensa de su santidad el Papa, el cartagenero Joaquín Navarro Valls, también cuenta con algunas piezas de este taller de alfarero y una larga lista de personalidades que sería muy larga de enumerar, pero por curiosidad mencionaremos dos famosos artistas de cine norteamericanos como Silvester Stallone y Madonna, que adquirieron en Miami sendas fuentes de azulejos murcianos para decorar sus viviendas en esta ciudad. También la firma Lario decoró hace unos años con motivo de su boda los aseos y cocina del futuro rey de España antes de la casarse con la hoy princesa Leticia.

Todos ellos trabajan con gran profesionalidad, hecho este que le ha llevado a conseguir innumerables trofeos, como el de “Artesano Ejemplar” en el año 1975; “Laurel de Murcia”, en 1984, concedido por la Asociación de la Prensa de Murcia”; en 1988, la Cámara de Comercio de Lorca, le concede también la “Medalla de Oro” por la gran promoción empresarial; en 1990, la Asociación de Belenistas de Murcia le concedió un premio por su larga trayectoria artesana; en 1993, “Premio Mercurio” a la empresa artesana, concedido por la Cámara de Comercio de Murcia; al matrimonio Inocencio Lario-Leonor Piñero “Premio a la Artesanía” por la Cámara Oficial de Comercio e Industria de Lorca en 1998; en el año 2001, en la localidad de Moratalla fueron también recompensado con un diploma como socio de honor del Gremio Regional de Artesanías Varias; en el 2002, durante el transcurso de la XX Fiesta Artesana, recibió por parte del Colegio Oficial de Ingenieros Técnicos Industriales la metopa de este colegio por toda una vida dedicado a la industria artesana. Aparte de los trofeos mencionados, tiene varios diplomas concedidos dentro y fuera de la Región de Murcia como reconocimiento a su gran trayectoria artesanal.   Por otra parte en la urbanización de Pueblo Salado en Puerto, de Mazarrón, tiene una calle dedicada a “Calle del Artesano Inocencio Lario”.

 

TIENDAS INTERNACIONALES  

Todas estas distinciones avalan y reconocen el grado de profesionalidad que han alcanzado los dos talleres que hasta ahora tiene esta empresa artesana, Lario-Marín, en Lorca y Lario-Carrillo, en Totana, siendo muy pocos los que pueden jactarse de pasear el nombre de la Región de Murcia y exportar su mercancía por los cinco continentes y poseer incluso, tiendas con sus trabajos artesanales en la Quinta Avenida de Nueva York, Miami, Tokio, París y Holanda y comercio con representantes en Filipinas y Arabia Saudí, todo este trabajo es el que le ha legado   Lario a sus cuatro hijos, y estos han sabido recoger el testigo de esta tradicional artesanía como es la de alfareros y ceramistas de Lorca.

Hombre de una extraordinaria sensibilidad muy generoso y religioso, generoso porque siempre estaba dispuesto a dar lo que le pidieran los amigos o conocidos o cualquier visitante que pasaba por su alfarería-tienda, Leonor su esposa lo tenía que tener apartado da la tienda de cerámica porque ella sabía que con él al frente, el negocio se hubiera hundido ya que regalaba más que vendía, yo personalmente le decía a Inocencio “que si hubiese sido mujer lo hubiera dado todo” , recuerdo con cariño nuestro viaje a la Feria Internacional de Artesanía en Milán, en la cual el Gremio Regional de Artesanías Varias tuvo un estand y entre los artesanos que viajaron para exponer y vender se encontraba Lario y se llevo en cerámica para la venta más de medio millón de pesetas y otro tanto que llevó para los gastos de estancia en Milán, al termino de la Feria este lo vendió casi todo y lo que le quedó al regreso a España, teníamos la parada siempre obligada en el restaurante de un tío suyo en Laldea un pequeño pueblo de Tarragona y el resto de mercancía lo regalaba a sus familiares, a la llegada a Lorca como es natural la mujer le pregunto por la mercancía y el resto de dinero que le dio para la estancia y él par conformarla le regaló un aparato de masajes para los pies, con el fin de justificarse ante su mujer ya que lo había fundido todo.

 

LE FALLO EL CORAZON DE USARLO

Religioso: Inocencio tenía esa condición, que a pesar de su apariencia un poco brusca, era hombre de mucha fe, sentía gran devoción por La Santa de Totana, era raro que no le ofreciera algo siempre que había algún problema de enfermedad principalmente de familiares, era muy frecuente verlo subiendo andando desde Totana al Santuario de Santa Eulalia de Mérida, implicando incluso a veces a la propia familia para que fueran con él, era muy normal que viajara a Fátima o Lourdes por tan sólo estar en estos lugares de apariciones de la Virgen, él los viajes que pedía siempre que hiciese el Gremio eran estos muchas veces se han hecho por él a estas localidades de peregrinación, participando activamente en todos los actos religiosos que se celebraban en estos sitios sagrados, e incluso a pesar de que el avión no era santo de su devoción viajó a Jerusalén, visitando todos los lugares sagrados de estas tierras donde vivió y murió Jesucristo, de estos lugares santos su afición era comprar rosarios y todo lo concerniente con lo milagros del lugar que visitaba,   creo que con esta forma de ser de Inocencio Lario López su sitio en el cielo se lo ha ganado, por lo que ha hecho en la tierra, sus manos que hasta su enfermedad no han parado de hacer cacharros y demostraciones para que la gente viera como casi de nada se podía hacer grandes cosas, este hombre ha demostrado en la tierra como casi de nada se puede ser humano y ganarse el cielo sin necesidad de estar diariamente en la iglesia, con solo ser una persona de gran corazón le ha sobrado, él hacía las cosas viceralmente y este de usar el corazón y hacer tanto por los demás, un día le falló el este y Dios lo ha llamado porque en el cielo también necesita a un buen artesano-alfarero, como monitor que enseñe a los ángeles ha sentarse en el torno y con el pie hacer girar la rueda y con el barro sagrado de las orillas de los ríos celestiales hacer cacharros.

 

Textos y fotos: José María Gómez Toro

(Maestro Mayor del Gremio Regional de Artesanías Varias)